Sandra Lorenzano

La once


La cámara se posa sobre los pasteles, sobre los canapés, sigue a las manos que acomodan las servilletas, las tazas, las flores. Después, las voces. Y los rostros de mujeres mayores. Pizpiretas, risueñas, sonrientes, repiten un ritual que iniciaron más de sesenta años atrás: reunirse una vez al mes a tomar once, que es el modo en que los chilenos llaman al té de la tarde. Fueron compañeras de colegio y desde entonces son amigas. Durante cinco años la directora del filme, Maite Alberdi, colocó las cámaras alrededor de la mesa y filmó esos encuentros.
     Con primerísimos planos que van registrando el paso del tiempo de manera implacable pero amorosa, somos cómplices y testigos de la vida de este grupo de mujeres de la clase alta chilena. Los comentarios, los guiños, las historias de tanto tiempo de amistad, quedan plasmadas en poco más de una hora. A veces entrañables, otras veces conservadoras e intolerantes, angustiadas o francamente irreverentes y divertidas, las mujeres de Alberdi —entre las cuales está su propia abuela— van tejiendo sus historias.
     Formadas para el más convencional de los papeles que la sociedad tiene asignado a las mujeres —el de esposas y madres—, de alguna manera las reuniones con las amigas se han convertido en un resquicio para la libertad, la risa, las confesiones, los miedos, la solidaridad, el llanto. Desde las carcajadas que aún las ruborizan sobre la noche de bodas, hasta el miedo a la muerte, pasando por los hijos, las infidelidades, la sorpresa ante el propio envejecimiento, la viudez, las viejas historias que aún provocan tensiones, el futbol, la homosexualidad, o los duelos que se van sumando
—¿Se han fijado que cada vez somos menos?», pregunta una de ellas—, estas mujeres construyen un relato que es a la vez el rostro de una sociedad y de una época.
     Y en ese relato la cámara nos convierte en una invitada más alrededor de cada una de las mesas que sirven de centro y pretexto para las conversaciones, somos parte de esa intimidad forjada durante sesenta y tantos años. Quizá por eso, por la delicadeza y el cariño con que nos suma a esta celebración, es que el documental ha sido tan bien recibido por el público y la crítica. Celebramos con Maite Alberdi también a nuestras madres y abuelas. Celebramos a nuestras mujeres y a su tan agradecible vocación por seguir siendo el motor de la vida.
     Y yo celebro, además, con estas imágenes que se me han vuelto ya entrañables, los diez años de DocsDF. Un espacio que es también ¡sin duda! libertad, complicidades, crítica, solidaridad. Felicidades DocsDF por estos diez años de permitirnos mirar el mundo.


@sandralorenzano es escritora, creadora y colaboradora en diversos medios de comunicación.

Fotogramas, Sandra Lorenzano, DocsMX, 2020
  • Chile, Estados Unidos | 2014 | 70 min
  • Título original La once
    Dirección Maite Alberdi
    Producción Clara Taricco
    Fotografía Pablo Valdés
    Edición Juan Eduardo Murillo
    Ver documental https://ondamedia.cl/#/player/la-once
  • Sinopsis
  • Desde hace sesenta años, cinco mujeres hoy ancianas se juntan a tomar el té, sagradamente, una vez al mes. Aunque tuvieron una formación común en un colegio religioso, les tocó vivir un periodo de cambios históricos radicales que provocaron polarizaciones al interior del grupo. Así, pese a tener biografías y personalidades muy distintas, pasan las tardes, días, meses y años, hasta que se preguntan: ¿han notado que el grupo ha mermado un poquito?

Tráiler